Imprimir esta página
Miércoles, 07 Noviembre 2018 13:36

MALDITA BUROCRACIA. MALDITO BONO.

Escrito por
Valorar este artículo
(0 votos)

En el día de ayer nos enteramos por los medios que se otorgará al sector privado un bono de $5000 para fin de año. El mismo será en dos cuotas, una en noviembre y otra en enero. En contrapartida, queda en “suspenso” el anuncio de Paro General por parte de la CGT y se corre de la mesa la posibilidad de abrir las paritarias.

Con bombos y platillos fue anunciado el acuerdo entre el gobierno, los empresarios y la CGT. El mismo era producto de esta nueva Argentina, del “dialogo”, evitando gracias al “consenso”, el conflicto entre trabajadores y empresarios. Sin embargo, a las pocas horas de lo firmado, empiezan las dudas sobre lo acordado. Ya no se sabe si son $5000 o “hasta” $5000. Tampoco si es obligatorio o solo para los sectores y empresas que lo puedan pagar. Todo depende de la letra chica de un decreto del ejecutivo.

Otorgándole el beneficio de la duda, teniendo plena confianza en el acuerdo tri partito de ayer, sabemos que no es suficiente. Sabemos que no alcanza.  Conocemos los salarios de hambre que tenemos (¿o padecemos?). En un año donde la inflación va a superar el 45%, y con muchos acuerdos paritarios que el gobierno y la burocracia hicieron cerrar en un 15%, lo que necesitamos es re abrir las paritarias. Bienvenido el bono pero no es suficiente. Más aún porque no queda como parte de nuestro sueldo, es por única vez.

Además, el bono es únicamente para el sector privado (ni siquiera para la totalidad del mismo), es decir que se deja afuera del bono no solo a los trabajadores del estado (a nivel nacional, provincial y municipal), sino que también a los trabajadores/as precarizados/as, que obviamente son los que tienen los salarios más bajos, las peores condiciones de laburo y que no tienen ninguna paritaria. Tampoco a los jubilados/as.

El bono tiene dos funciones claves: por un lado, defender la tasa e ganancia de los empresarios. En un momento de recesión económica, somos los que vivimos de nuestro salario quienes tenemos que sufrir el ajuste. Por el otro, descomprimir la situación social para un fin de año que viene caliente. Es por eso que se llegó a un acuerdo. No nos olvidemos que hace varios días que la Unión Industrial Argentina (UIA) venía reclamando al gobierno que Triaca no permitiría paritarias que llegaran al 40%[1], lo cual deja bien en claro porque el bono fue firmado por Sica, nuevo ministro de Producción y Trabajo. También es importante destacar que hace unos pocos días fue dejado de lado el proyecto por el cual se solicitaba declaraciones juradas a los principales gremialistas del país, ya que no se sabía de donde provenía su riqueza[2]. A buen entendedor, pocas palabras.

 Por último, para demostrar lo insuficiente de este bono y la necesidad de abrir las paritarias, solo basta ver los datos oficiales del gobierno. Según el INDEC, en septiembre, una pareja con dos hijos menores, necesitaba $22558 para no ser pobre[3]. Lejos de querer una vida llena de lujos, solo queremos vivir dignamente con nuestras familias. De nuestra organización y lucha depende. De recuperar los Sindicatos de la burocracia[4] para poder avanzar hacia la vida que nos merecemos.

 

 

[1] http://www.infogremiales.com.ar/la-union-industrial-argentina-pidio-al-gobierno-encauzar-las-paritarias-para-que-no-lleguen-al-40/

[2] https://www.infobae.com/politica/2018/11/01/el-gobierno-ya-no-quiere-que-los-sindicalistas-hagan-publico-su-patrimonio/

[3] https://www.lanacion.com.ar/2184875-una-familia-necesito-22558-no-ser-pobre

[4] http://asambleadetrabajadores.online/index.php/component/k2/item/25-burocracia-sindical-la-patronal-adentro-del-sindicato

Leído 638 veces
Alan Lericino

Trabajador del estado. Militante sindical

Lo último de Alan Lericino