“Yo no tengo para comer, ni para mi familia” “Yo vengo a trabajar todos los meses para ganarme el peso dignamente”

 

Las líneas de arriba no son para generar lástima ni mucho menos. Es bronca acumulada que se hace pandemia en el conjunto de los trabajadores y las trabajadoras, producto de una economía que beneficia a los mismo de siempre, antes y después COVID 19. En este sentido la situación del gremio del transporte no es la excepción y se agrava estrepitosamente el panorama porque los empresarios, conducciones nacionales y seccionales de la UTA y funcionarios de turno priorizan sus negociados en detrimento del pago en tiempo y forma salarios, coberturas y obras sociales y aumentos por paritarias.

En Jujuy, según los dichos de los compañeros, no se cumple ninguna paritaria o acuerdo homologado ni mucho menos los pagos del 1 al 4 como marca el CCT 460/73. El mecanismo de atar salarios a subsidios es la soga al cuello para las familias del transporte.

Desde hace años trabajadores de distintas empresas de recorridos urbanos como XibiXibi, El Urbano, Unión Bus y Santa Ana y empresas interurbanas como San Cayetano, Empresa Gral. Savio, Empresa Figueroa, Empresa Futuro no cobran sus salarios en tiempo y forma. Es por esto que se han movilizado a la seccional de la UTA Jujuy el 10 de mayo reclamando a la conducción que lleven adelante un plan de lucha. Ante las justificaciones de los responsables gremiales los compañeros plantean “que las tarjetas no te esperan, las deudas no te esperan ¿cuánto pagamos de intereses?”

“Yo no tendría que perder mi día de descanso para venir a reclamar algo que tenés que hacer vos por nosotros”, le gritaba un compañero al responsable de UTA.

En el transcurso de los meses, las empresas y funcionarios se armaron la excusa de los subsidios y la conducción fue vocera de este sector.

Ahora bien, han pasado prácticamente dos meses de ese reclamo y recién ahora salen de sus sillones y oficinas para reclamar a la gobernación. Desde el 6 de julio hasta la fecha se ha iniciado paro en todas las empresas con movilizaciones a la gobernación de la provincia y 13 y 14 de julio movilizaciones y cortes en autopista. Estas últimas medidas impulsadas por los trabajadores de las empresas urbanas.

Los empresarios siguen con la postura de no pagar y descontar los días de paro. El ministro de la provincia de Jujuy quiere decretar paro ilegal justamente para darle vía libre a las empresas para que accionen contra los trabajadores. “Nos impulsan a hacer esto, a que el pueblo se enfrente con el pueblo”. “El ministerio de transporte tendría que defender la fuente laboral del trabajador cosa que no está ocurriendo acá en Jujuy, están del lado del empresario, no tenemos garantías como trabajadores”. En el caso de las interurbanas están queriendo dar $50.000 a cada trabajador sin descontar los días de paro. El viernes le cancelarían la deuda. Las empresas urbanas decidieron no dar el brazo a torcer esta medida. Los empresarios amenazan que con dejar sin trabajo y cerrar las puertas hasta el 27 de julio. A su vez la municipalidad comenzó a contratar combis para carnerear el paro, cobrando a los pasajeros $50.

El reclamo desde las bases fue lo que impulsó en varias situaciones las luchas. Pero así como en Jujuy otras provincias vienen peleando desde hace tiempo contra las maniobras patronales y de los gobiernos (no importa de qué partidos sean). La unidad desde las bases y entre provincias puede lograr las reivindicaciones históricas.

Publicado en NOTICIAS